El presidente de World Rugby Bill Beaumont es nuevo caballero en la lista de honores de HM The Queen’s New Year. El ex capitán del XV de la Rosa y presidente de RFU recibió este título por los servicios que ha dado al rugby. Beaumont ha dedicado su vida a mejorar este deporte dentro y fuera del campo a nivel nacional e internacional.

Foto: England Rugby

También Peter Robertson de Haydon Bridge en Hexham fue reconocido con una Medalla del Imperio Británico por servicios de rugby en el noreste de Inglaterra y Escocia. Beaumont ha defendido el juego del equipo y cuyo objetivo es que el rugby sea lo más accesible y sencillo de jugar y de apoyar que sea posible en todos los niveles.

“La RFU está tan orgullosa de que el apoyo incondicional de Bill y su contribución al rugby ha sido honrado con un título de caballero”, dijo un comunicado. “Durante más de cuarenta años, Bill ha trabajado incansablemente por el juego, dirigiendo a su club, su país y el Leones británicos e irlandeses”, afirma el comunicado.

Beaumont posee el distintivo de Comandante de la Orden del Imperio Británico (CBE) en 2008. También logró ser Oficial de la Orden del Imperio Británico. También es teniente adjunto de Lancashire.

UNA VIDA DE RUGBY

Beaumont ocupó un lugar central en los órganos de toma de decisiones de World Rugby durante más de una década. Beaumont fue Vicepresidente desde 2007 hasta 2012 siendo una figura clave en el Consejo Mundial de Rugby. Más tarde ocupó el cargo de Presidente de World Rugby

Como presidente de la RFU, Beaumont presidió la entrega de la Copa del Mundo de Rugby en 2015. Un torneo que atrajo a más de 400.000 fanáticos internacionales de todo el mundo. El Mundial produjo una participación económica, social y de participación.

Beaumont hizo su debut para Inglaterra en 1975. Después jugó hasta 34 caps y llevó a Inglaterra a su primer Grand Slam durante 33 años en 1980. También jugó para los Leones británicos e irlandeses y luego los logró en el Tour a Nueva Zelanda en 2005.

“El rugby ha sido mi vida durante más de medio siglo. Este deporte me ha dado tanta alegría como jugador, padre de hijos que juegan al rugby y administrador. Tengo la fortuna de poder devolverle tanto al deporte que amo. Me apasiona tanto el rugby como lo era cuando jugué con Fylde, Lancashire, Inglaterra o Leones británicos e irlandeses”.

“El rugby es el deporte de equipo más importante con fuertes valores y donde el equipo es mejor que lo individual. He tenido la suerte de haber jugado con algunas personas excelentes que comparten la misma pasión. Hay una persona que me ha apoyado y es mi esposa Hilary que es mi guía e inspiración”.



VISIBILIDAD Y DESARROLLO, NUESTRA PREMISA

AGRADECIMIENTOS A NUESTROS PATROCINADORES