Un día antes de que el oval eche a rodar en San Mamés el enfrentamiento entre Cardiff Blues y Gloucester Rugby ha comenzado con la rueda de prensa previa a la primera de las Bilbao Finals. En lo único en lo que han estado de acuerdo los ganadores de 2010 y 2015 es en que el Estadio, San Mamés, es un lugar magnífico para disputar la final de la Challenge Cup.

Danny Wilson, entrenador de Cardiff Blues, se ha mostrado seguro de su mayor arma, la defensa, ya que según el preparador galés “nuestra defensa es la que nos ha traído hasta Bilbao”.

Gareth Anscombe ha sido el encargado de analizar a su rival, Gloucester, destacando a la delantera inglesa como la amenaza a neutralizar. En esa línea el zaguero ha afirmado que “los tres cuartos debemos quitar presión a la melé y jugar por fuera si queremos tener opciones”. Y en el último turno de los galeses, Ellis Jenkins, capitán de los Blues, ha concluido que “San Mamés es un estadio maravilloso para jugar”. Algo en lo que ha coincidido su análogo inglés, Ed Slater, que ha comenzado la rueda de prensa de Gloucester afirmando que “El estadio es realmente impresionante pero estamos aquí para trabajar y no debemos distraernos”.

Por su parte Johan Ackermann, entrenador inglés, ha comenzado diciendo que “el trofeo significaría mucho para nosotros, ya que estamos el el comienzo de nuestra etapa, y sería la guinda a todo el esfuerzo que hemos puesto, algo importantísimo para el club”.

Por ultimo Mariano Galarza, segunda línea argentino de los Whites and Cherrys, ha finalizado la rueda de prensa asegurando que “esperamos que el ambiente sea fantástico. Es realmente bueno que hayamos venido a jugar a Bilbao, la promoción en los países en crecimiento es muy bueno” y se ha declarado seguidor del rugby nacional para finalizar diciendo “me gustaría ver a España en la Copa del Mundo”.

VISIBILIDAD Y DESARROLLO, NUESTRA PREMISA

AGRADECIMIENTOS A NUESTROS SPONSORS