INTERNACIONAL

Final de un Ciclo “Carlos Araujo”

Señoras, Señores, Dirigentes del Rugby, jugadores, Periodistas y simpatizantes de este deporte.

 

El 31 de marzo del 2014, en una asamblea como ésta y ante los representantes de todo el rugby argentino, el Consejo que me tocaba presidir por lo cuatro años siguientes, se comprometía a:

a) Conformar un consejo cuyo accionar fuera democrático y participativo, para que cada uno de sus integrantes que fueran elegidos se les diera respeto y prioridad a la mejor idea, sin importar cuál fuese el tamaño de su unión de origen. Es decir: todos iban a ser aceptados como representantes de la gran familia del rugby argentino por sus ideas. Cosa que pasó.
b) Fue un imperativo generar ayuda para el desarrollo y formación de dirigentes, de entrenadores, árbitros y jugadores del rugby de base.
Alcanzamos -sólo el año pasado- las 900 acciones de coaching. También nos comprometimos a incrementar las competencias nacionales de clubes y selecciones amateurs. Sólo el año pasado,
llegamos a 500 partidos organizados y costeados íntegramente por la UAR en Mayores, Juveniles, Desarrollo y Clubes tanto masculino como femenino.

c) Nos impusimos la tarea de trabajar en la preparación de los seleccionados Nacionales. Conformamos el primer seleccionado nacional rentado del rugby argentino y consolidamos a Los Pumas con un cuarto puesto en el Mundial de Inglaterra 2015; le dimos forma a Jaguares para el Super Rugby, a Los Pumitas y el Seven, creamos “Argentina XV “ y también potenciamos el rugby femenino logrando así, con orgullo y mucho trabajo, tener una presencia sustantiva en el rugby internacional, porque está demostrado que tenemos una ubicación en ese contexto… La posibilidad de toda esta extraordinaria competencia permitió que vinieran y también volvieran a jugar en la Argentina los mejores seleccionados del mundo y, desde el 2016, los mejores equipos del mundo, que son los que juegan el Súper Rugby.

d) Esto tuvo una sinergia especial, nos dio mayores recursos, aumentamos en 4 veces el presupuesto y pudimos federalizar definitivamente el rugby, jugando con nuestros equipos nacionales en todo el país. Este trabajo de difusión logró que creciésemos más del 20 % en cantidad de jugadores fichados -sobre todo- en el desarrollo. Acá quisiera hacer un paréntesis para remarcar que agradecemos a Los Pumas, Jaguares y ArgentinaXV y apoyamos la presencia de nuestros seleccionados nacionales en las acciones sociales y legados, destacamos el trabajo de nuestros dirigentes en las cárceles para ayudar a la sana reinserción social a través del Rugby como propuesta solidaria y el trabajo de nuestros dirigentes y gente de rugby en los merenderos.


e) La construcción de un Centro Nacional de Rugby ya no es solo un anhelo, sino que está en ejecución. En este sentido, conseguimos la tierra en el Municipio de Campana, sobre la autopista; contratamos y se encuentra en etapa de planificación y detalle la arquitectura del predio y lo que es más importante aún, tenemos todos los fondos necesarios disponibles en Banco para el 100% de la obra.

f) Creamos la FUAR (Fundación Unión Argentina de Rugby) con Richard Handley como presidente, para poder canalizar y promover la ayuda a los lesionados catastróficos.

A su vez este Consejo creó, a fines de 2016, lo que hoy se denomina “Rugby Seguro” -presentado el día de ayer a los presidentes y referentes de seguridad de las uniones- que es el comité de seguridad en el juego que tiene a Lalo Galán de responsable máximo y a Alexis Padovani como Responsable Coordinador.

Quiero agradecer a todos los clubes de Rugby del país que, a través de sus uniones, nos propusieron y designaron para conducir al rugby argentino por estos pasados cuatro años y sobre todo, a este Consejo Directivo de la UAR que mancomunadamente, en equipo y siempre en unanimidad, tomó las decisiones más convenientes y oportunas en cada momento. Todos y cada uno de los consejeros tiene mi respeto y agradecimiento por la tarea desempeñada.


Esta decisión política inédita en el rugby nacional de hacer períodos de cuatro años tuvo como objetivo confiar en esta conducción y en las por venir, para que pudiésemos trabajar sin presiones electorales, en una consensuada transformación de nuestra institución madre, procurando que ella sea un instrumento moderno y dinámico que sirva para ayudar y guiar el crecimiento de los clubes y de las uniones que la conforman, buscando incrementar la cantidad de jugadores, su calidad técnica, su calidad humana y su seguridad integral, porque todo esto, en conjunto, es bueno para nuestra comunidad y sobre todo, para nuestra juventud y nuestros chicos.

La gran riqueza y fortaleza de nuestro rugby se encuentra en la enorme cantidad de jugadores y dirigentes no rentados, completamente amateurs, que conforman su raíz y le dan tipicidad. Son más de 520 clubes en la Argentina, repartidos en 25 uniones, con más de 133.000 jugadores en actividad, que producen un fenómeno notable de inserción social, y de nuestra querida juventud reafirmando los valores y educando sana y deportivamente.
Como dije, todo esto es el fruto del trabajo voluntario y tesonero de innumerables dirigentes, jugadores, educadores no rentados y árbitros que dedican no solo sus horas libres sino también sus descansos y postergan muchas veces sus actividades y empleos para compartir esta pasión deportiva. En virtud de ello, también quisiera destacar la presencia y la labor de Agustín Pichot como Vicepresidente de World Rugby, realizando grandes tareas para nuestro rugby, que consiguió un voto más para la UAR y que fuésemos aceptados como miembros plenos de Sanzaar. Todo esto, nos llena de orgullo.



Estamos seguros -sin lugar a dudas- que este nuevo Consejo proseguirá la tarea que venimos realizando en el rugby argentino, en conjunto con la dirigencia de todas las uniones, apoyando las acciones y tareas que definirán y mejorarán el futuro de nuestro deporte.

La UAR seguirá enfocada en el trabajo concienzudo de formar sus seleccionados con una selecta calidad y cantidad de jugadores que se desarrollarán en los Pladares y Centros de Rugby. A su vez, desde esos lugares, se trabajará en el Coaching de los dirigentes, entrenadores, árbitros y jugadores de nuestro rugby de base.
Reitero lo que dijimos hace cuatro años: No está, ni estuvo previsto en esta conducción, realizar ninguna competencia profesional o rentada interna en la Argentina. Por otro lado, no hay requerimiento ni necesidad de esta índole.

Para finalizar, quiero destacar y agradecer a todo el personal de la UAR y agrego que todos somos el rugby argentino, que todos pertenecemos a su gran familia y que con la ayuda del Área de Comunicación de la UAR y de los periodistas, hemos mostrado en este período lo que entre todos hemos hecho y conseguido y lo que queremos hacer y conseguir.
Para cerrar… estoy seguro que con la nueva conducción continuadora de esta visión, con Marcelo Rodríguez como Presidente y con Gabriel Travaglini de Vice y su nuevo Consejo, harán más grande nuestro gran deporte, que es una pasión de vida.

Muchas Gracias

Saludos a todos.

Carlos Araujo; Expresidente de la UAR

DESDE EL Magazine RugbySpain TE DESEAMOS LO MEJOR, CARLOS!

En RugbySpain queremos que estés debidamente informado sobre el mundo del Rugby y que jugadores, técnicos y clubes encuentren soluciones profesionales a para todas las necesidades. Sabemos que el momento es ahora, y hemos venido para ayudarte. Contactanos: info@RugbySpain.com

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Copyright © 2019 RugbySpain - Todos los derechos reservados.Themetf

To Top
Contáctenos Rugbyspain Formulario avanzado
Detállenos aquí su mensaje
Enviar