La décimo segunda jornada de la Liga Iberdrola de Rugby ha transcurrido sin sorpresas, ya que los favoritos han ganado a pesar de que en el derbi madrileño las cisneras sudaron para imponerse al XV Sanse Scrum con un último ensayo a solo 5 minutos del final del encuentro. Olimpico por su parte continúa líder con sólo dos jornadas por disputarse antes de que termine la competición y se corone al campeón 2017/2018, y Getxo deberá ganarlo todo si no quiere abandonar directamente la competición.
A las 14:30 abrían la jornada en Fadura el farolillo rojo de la tabla, Getxo Artea, y el primer clasificado de Olímpico de Pozuelo. Las madrileñas se impusieron desde el primer minuto a las locales y fueron superiores en todas las fases como refleja el resultado 5-46. Al conjunto vasco se le acaban las opciones y deberá ganar los dos encuentros restantes si quiere tener posibilidades de mantenerse en la máxima categoría.

En el partido restante adelantado al sábado y único derbi madrileño de la jornada se saldó del lado de las locales de Cisneros por 33-27. Las colegiales no lo tuvieron fácil para imponerse a las jugadoras del XV Sanse Scrum, que hicieron un gran partido a pesar de la presión añadida que supone encontrarse en la séptima posición en la que se juegan la plaza ante el subcampeón de DHFB. Aun así las de Gustavo Paniagua suman dos puntos, bonus ofensivo y defensivo, que pueden ser muy importantes de cara a las últimas jornadas y la clasificación en la general.

El domingo abrían la jornada en el Valle del Arcipreste Majadahonda e INEF – L Hospitalet, en un encuentro con un claro dominio de las locales que al descanso se marchaban ya con una renta de 28-0. A pesar de ello las catalanas intentaron apretar en la segunda mitad para llevarse el bonus ofensivo, objetivo del que se quedaron muy cerca gracias a tres ensayos transformados por María Casado, y continúan en la zona peligrosa de la tabla y empatadas a puntos con XV Sanse Scrum.
Por último CRAT A Coruña visitaba Madrid para medirse a las dragonas del XV de Hortaleza. Las gallegas terceras en la tabla demostraron su poderío y desde el primer momento se hicieron con la posesión del balón poniéndoles las cosas muy difíciles a las discípulas de David Cabanas que lo pasaron mal intentando para sus constantes embestidas. Al final del encuentro varias indisciplinas de las visitantes se saldaron en dos tarjetas amarillas que las dragonas aprovecharon para marcar sus únicos dos ensayos del partido.

Fuente: FeRugby

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here